EL VIUDO: ROJO Y NEGRO

Noir e historias policiacas que cuentan los días y las noches de un héroe con antifaz que parece ser el único capaz de liberar a la ciudad de sus peores pesadillas, en el Chile de los años 50

1958. Las calles de Santiago y Valparaíso se ven asoladas por asesinatos, asaltos y violencia, sumadas a autoridades que las habían abandonado hace años. Después de los gobiernos radicales que aceleran la corrupción y la persecución política, solo queda una última esperanza.

Esa esperanza tiene forma de vengador nocturno, una leyenda urbana envuelta en gabardina negra, bajo un sombrero Fedora y antifaz, desfaciendo agravios y enderezando entuertos, cruza las adoquinadas avenidas de los años cincuenta en un Chile que ahora parece lejano (o quizás, no lo es tanto) a través de una antología gráfica que simplemente se llama «El Viudo: Rojo y Negro» por los guiones de Gonzalo Oyanedel y una selección de artistas sudamericanos en la ilustración. Antología de la que te contamos más en las líneas que a continuación siguen y que te invito me acompañes a recorrer.

«Mientras la historia pasa por encima, a nivel de calles y acequias, la oscuridad persiste. Historias insignificantes, apenas dignas de una caja a media columna en un pasquín policial, o meras menciones en charlas de barrio o del paradero del transporte público. Dolores, anhelos y carencias que no se resuelven, y que siguen pasando de una a otra generación, siempre a la espera, siempre contando los días hasta que la rutina vuelve a reiniciarse.»

El Viudo: Rojo y Negro

ALGO DE HISTORIA

Otoño del 2012 y la escena comiquera chilena ve la aparición de un nuevo vengador enmascarado. Situado en los 50, tiempo de cambios políticos y sociales como el voto universal femenino, persecución ideológica, crisis de vivienda y distribución, además de masivas migraciones desde el campo a los centros urbanos, como lo cuentan las series televisivas «Casa de Angelis» o «Ramona«.

Esos eran los 50, la década en que también nacía El Viudo (por lo menos en la ficción) una leyenda urbana que trata de iluminar con algo de justicia las oscuras y agitadas calles de aquellos días. Inspirado en otros protagonistas de historietas como «The Shadow» o «Dick Tracy«, nuestro héroe luchará en veranos calientes e inviernos lluviosos como los de antes, por estrechos callejones o dentro de abandonadas bodegas, pero siempre bajo una misma promesa:

«… hasta aquí llegó la fiesta. Ahora van a responder… No habrá más abusos con el desvalido. De una vez por todas, el luto se acaba.»

En otoño del 2012, el prozine «El Viudo: Fin del luto» aparece en escena, para gusto de lectores de cómics noir y demás, por Gonzalo Oyanedel, Rodrigo Campos y Cristian Docolomansky. Luego vendrán sus continuaciones con «La Cueca del Manco» y «Las Coplas del Diablo«, además de historias cortas. Y hoy, 10 años después, una antología multiautoral celebra su década de vida con «Gonzalo Oyanedel presenta: El Viudo Rojo y Negro«.

ARGUMENTO

Febrero y el calor de la noche santiaguina hace que la vida nocturna celebre este verano de 1958, pero no solo la vida es la que se expande por sus calles adoquinadas, también el misterio de los asesinatos, unos meses antes, de dos bailarinas jóvenes que brillaban en el Cabaret Pacific, asesinatos con un único sospechoso, quien además, es reconocido por su afición a la bohemia, al parecer misterio resuelto, salvo por un problema, que ese mismo febrero, también él aparece muerto y no por causas naturales.

Esto es algo de lo que nos proponen los cuentos policiacos de «El Viudo: Rojo y Negro», un profundo sustrato noir, que a veces termina con un giro irónico, otras con algo de esperanza. Doce historias autoconclusivas, una por mes de 1958, que más allá del Viudo y sus amigos (con apariciones o menciones por ahí) no tienen mayor línea de continuidad, además de haber sido todas guionizadas por Gonzalo Oyanedel.

La antología ilustrada «El Viudo: Rojo y Negro» son doce historias cortas que apuestan por ofrecer a lectoras y lectores algo más que un mero cómic, es un dispositivo más complejo de entretenimiento y ficción en líneas de relato negro-policiaco, así, el que corresponde al mes de enero es un cuento corto que, sin viñeta alguna, juega con la fantasía de un niño que conoce a un mito urbano y su mayor ídolo, en una narración breve que ayuda a esbozar la semblanza de este héroe y su tiempo.

AUTORES

Reelaborando arcos argumentales clásicos, a los que agrega un guiño personal con tinta de novela negra y pulp policiaco, Gonzalo Oyanedel va construyendo estas historias entretenidas y breves que, como desde la primera aparición de El Viudo, vuelven sobre las leyendas y los mitos pop nacionales, volcándolos en viñetas. Son aventuras que encuentran claras influencias en el clásico The Shadow y la etapa escrita por Denny O´Neil.

Siguiendo los usos del cómic mainstream USA y su costumbre de que cada vez que toca celebrar una década más de publicación o una cifra de tres dígitos terminada en uno o más ceros en portada, altera los equipos creativos acostumbrados del personaje, reuniendo a un colectivo mayor de autores en la conmemoración, y en este caso, los diez años de El Viudo se celebran por una selección de artistas de Argentina, Brasil y Chile que dan atractiva variante a cada una de estas historias.

Para los guiones de Oyanedel en las portadas y Mugshot Quique Alcatena, una dupla de la que ya te contamos sobre su colaboración en «Las Emocionantes Aventuras de Filippa Nox«, además, en el arte de las viñetas se suman Agustina MansoCristián Díaz TECCristián DocolomanskyEmmanuel FernándezÉrika PinoGeraldo BorgesGonzalo MartínezGonzalo OyanedelRodrigo CamposSebastián LizanaXimena Rodríguez.

PARA TERMINAR

128 páginas, doce historias, autores y artistas de tres países y un Viudo. Antología que celebra el décimo cumpleaños de un héroe cincuentero que destila noir y pulp policíaco, a veces llevando la justicia a las calles, otras, simplemente siendo testigo de cómo esta se produce por orden universal.

Un recomendadísimo cómic sudamericano con guiños pop por los cuatro costados y hasta el último gramo del papel que contiene sus viñetas, quizás como pequeños peros y unas mejoras a realizarse en futuras reediciones, la diagramación de las letras en el cuento, ya que hay un par de palabras que omiten letras o las equivocan, y en un globo de diálogo al lado del término «matera» ubica un asterisco como si este fuera a ser definido más adelante… Busqué hasta en el sobre donde venía el libro y jamás hallé el significado de ese asterisco, unos detalles de edición a corregir.

FORMATO

«Gonzalo Oyanedel presenta: El Viudo: Rojo y Negro«; autores Agustina Manso, Cristián Díaz TEC, Cristián Docolomansky, Emmanuel Fernández, Érika Pino, Geraldo Borges, Gonzalo Martínez, Gonzalo Oyanedel, Quique Alcatena, Rodrigo Campos, Sebastián Lizana, Ximena Rodríguez; blanco y negro, 128 pp.; Tamaño 15,5 x 24 cms; portada couché 300 grs con solapa 7 cms; incluye 12 historias; primera edición: abril de 2022; público objetivo: Desde los 13 años.

Os dejo la video reseña, espero veros a la próxima.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close